sábado, 17 de septiembre de 2016

Buscando el piso ideal: ¡las tomas falsas!.


 ¡Sí hermosos!, en eso me hallo, a la caza del piso perfecto para nuestra familia, ese en el que según traspasas el umbral te sientas abrazado por la calidez de lo cotidiano, lo confortable, lo seguro...en definitiva, abrazado por tu hogar. Lo que sentí esta tarde regresando a mi piso coruñés para continuar llenando maletas. A eso aspiramos mi santo y yo, a encontrar el piso que nos haga sentirnos en casa. Sin nadar en la ambulancia tenemos un presupuesto aceptable, y en nuestra inocencia pensábamos que sería fácil alquilar una vivienda que nos encajase. Era el primer paso para ponernos a continuación con lo difícil, que es encontrar cole y guarde para los rorros y que se adaptasen rápido a ambos, ¡casi na!. 


 Pues no. Fuera música armoniosa y dentro rallazo de la aguja en el vinilo. Finalmente, y obligados por la realidad, hemos pegado un frenazo a nuestro estilo de vida en modo abuela de la fabada ¡dai prisa! ¡dai prisa! para replantearnos la estrategia y no morir en el intento. Porque de fácil nada, y de rápido menos. Así que toca replegarse y empezar por el cole y la guarde, que el tiempo apremia y, por suerte, techo donde meternos tenemos.

 ¿Cómo explicar la desazón que me invade tras dos días de visiteo? ¿Encontrándonos con que muchos pisos se alquilan sólo hasta el verano porque la renta de vacaciones se dispara? ¿Tras filtrar montones de pisos en internet y por agencia, e ir a ver cinco viviendas prometedoras?...A ver...si hago caso de los consejos para bloggers enfocados al SEO el post me quedaría más o menos así:


 "Mis básicos para alquilar un piso:

  1) El primero de mis básicos es que esté limpio. No que reluzca, si es un piso antiguo y baqueteado eso es difícil, me refiero a que esté... limpio. Eso excluye: pelos en el baño (piso 4), manchas de aceite en los muebles de la cocina (piso 3) o no despegar la mano de un saliente extraño en la cocina que en mala hora toqué (piso 2). Me pregunto con qué fin el propietario pone esos salientes misteriosos y ajjjquerosos...¿Querrá quedarse con nuestras huellas digitales? ¿Para qué??

 Si te has gastado una pasta en una empresa que lo limpie tampoco sirve, si luego pasa unos días tu sobrino ahí (y no limpia, piso 3) o si los guarros eran los inquilinos anteriores, y con una sola limpieza no basta (piso 2, el de los salientes, hasta ahí no llegaron los GEOS...). 

  2) Otro imprescindible para mi es que esté "curioso". Cosas viejas sí, descascarilladas vaaale...pero rotas o que no funcionen no. Eso excluye: enchufes suicidándose colgados de los cables pared abajo (piso 2), ventanas que abrimos y luego somos incapaces de cerrar, o armarios con la puerta pintorescamente apoyada contra el hueco que deben tapar (piso 3).

 3) Fundamental: no hacer el tonto con las fotos, deben ser realistas. Que nadie alquila por foto, supongo...y es perder el tiempo todos. Eso excluye: filtros megaluminosos (piso 3) estancias "estiradas" (piso 1) y sacar solo fotos de lo que mola.

 4) ¡Fuera trastos! El piso que alquilas no es el trastero donde amontonar todo lo que no quieres para tu propio piso, pero tampoco lo quieres tirar. Dentro de los trastos tenemos: peanas con macetas, figuritas en cantidades industriales, marcos de fotos sin fotos (y con foto...tampoco), sillas/butaquitas en cada dormitorio, jarrones, percheros...cada propietario lleva un interiorista dentro, ¡el cielo es el límite! Pues no, ¡cortarsen! podios... Es un piso para el 2016, no para grabar "Cuéntame" 

 5) El precio debe ir en consonancia con la vivienda y con las de características similares. Eso excluye los pisos 1, 2, 3 y 4.

Y hasta aquí mis imprescindibles a la hora de buscar alquiler.

 Punto pelota.

 Y no, no me estoy poniendo en plan inquilina digna, que yo he sido también casera; y lo seré en cuanto pueda alquilar mi piso de Coruña. ¿Cuándo será eso? Pues cuando vacíe mis cosas, lo limpie a fondo, lo ponga curiosito y tire los trastos que he ido acumulando. ¡He dicho!

 ¿Qué pasó con el piso 5? os preguntareis, mordiéndoos las uñas hasta los muñones. El piso 5...ubicación ideal, cocina reformada preciosa, fotos exactas del interior, limpio y ordenado, muebles a medida...

 ...Y un techo enano. Enano. Yo rondo el metro ochenta, mi santo lo pasa con creces. En los vanos de las puertas tenía que agachar la cabeza. ¡En la vida había estado en un piso con un techo tan bajo! y tenía que ser justo el piso 5, hay que jod.. fastidiarse.

  En resumen, toca armarse de paciencia, seguir buscando, y acomodarnos lo mejor posible en nuestro refugio actual, porque el tema del alquiler ¡va para largo!.



2 comentarios:

  1. Bienvenida al maravilloso mundo de la búsqueda de piso!Nunca es como te dice en el anuncio, y cuando lo hacen, ya está apalabrado..je je Paciencia!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Sí! es verdad! eso también, uno que nos gustaba mucho estaba "reservado", el viernes quedaba "libre" si no daban señal...y sigue "reservado". Otro que también tiene buena pinta no se puede visitar hasta octubre, que no sé por qué lo anuncian ya y en el anuncio no indican nada...No sé, igual soy yo que no controlo el mercado de alquiler. ¡Muchas gracias por comentar!

      Eliminar

¿Quieres decirme algo? Cuéntame...